Veneno~ Rossiel Black

Una hora de intensas miradas, cortejos que iban y venían mientras tomaba la copa número cinco con un tabaco sujeto entre sus limpidos y delgados dedos. Aquel hombre de cabello negro y ojos azules se levantó de repente mirando en dirección opuesta a la suya, si..., aquellos muslos eran una vil tentación, tenía un hambre desquiciada, perdería el control antes de tiempo.

Siguió sus pasos al verle salir del bar, la copa y un billete quedaron plasmados sobre la mesa mientras la colilla finalizaba en el suelo y aplastada por su calzado. Cuando salió a la calle, miró en todas las direcciones pero aquel hombre de ojos azules ya no estaba. Mejor volver a casa, masturbarse un rato y olvidarle luego del placer estallado en líquido.

Dobló en la esquina manteniendo los pensamientos perversos de una soledad que se tornaba insaciable y al hacerlo se encontró con lo que su imaginación anhelaba; cabello negro, piel blanca y esos ojos inolvidables. Era hora de perder la cabeza.

Sin palabras sus cuerpos se estrecharon y la pared tocó en frío, paso a paso mientras su camisa llegaba hasta sus muslos, muslos que ahora eran apretados por esas manos grandes y deseosas de fuego camal - shhh...- aspiró el aroma de su piel y mientras los minutos pasaban sus cuerpos se unían de forma perversa, morbosa, el control se perdió para siempre desde esa misma noche en adelante.




     Rossiel Black Dark 

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Su opinión es importante.