Nuevo Foro de Rol / Guerras

video

Nuevo foro de rol yaoi, éste trailer es una prueba más que nada, posteriormente se le agregaran los detalles del foro y sus respectivos créditos, creado por "yo" ya que meter las manitas en estos programas nunca vienen demás xD

Maquinarias

La gente por alguna razón le está cogiendo miedo a la vida. Casi todos de alguna forma u otra le teme a lo correcto y sin saber porque, lo rechaza.

Me imagino que no haya en este mundo nada mas normal que querer tener algo serio con una persona, quiero decir una relación de pareja, donde exista el respeto y la fidelidad, pero esto que para mi es lo lógico ... es completamente obsoleto para la mayoría.

Casi todos se han convertido en maquinas sexuales. Estructuras rígidas y sin corazón que solo quieren tener sexo. Como me dijo alguien ayer:

- Solo quiero acostarme contigo algunas veces y... luego seguiremos siendo amigos.

Amigos ... que utopía tan inmensa, que forma tan descabellada de engañarse a uno mismo.

Pero lo peor de todo es que se que.... el del problema siempre soy yo. Tal parece que nací en Neptuno y vine a caer por casualidad en este planeta que a mi entender, anda virado al revés.

Todos buscan lo mismo y de cierta forman lo obtienen... si, obtienen lo que quieren y son tal vez, felices por unos minutos. Esos minutos en que pueden sentirse dichosos de que le estén dando lo que necesitan... y por donde más lo necesitan pero... todo tan vacío, todo tan lleno de ese humo que ahoga cualquier rastro de eso que en un principio se hacia llamar sentimientos, ahora atrapado en el mas profundo olvido de nuestra mente. Así y todo quizás digan que son felices... es posible que digan que lo tienen todo, pero ese todo puede salir tan caro. Algo que podría ser tan bello puede cobrarte a cambio tu futuro. Toda una vida por solo un capricho físico... una posible necesidad fisiológica primitiva del hombre ... una posible necesidad humana que se nos esta yendo de las manos... y lo más gracioso es que es a nosotros mismos, los humanos.

Pero como siempre digo... el extraño soy yo.

Todavía me aferro a pensar que queda alguien que necesite lo mismo. Una relación, en todo el sentido de la palabra. Con todos sus anexos, aquellos adjuntos inevitables que odiamos y que amamos... esas cosas que nos hacen increíblemente felices unas veces y enormemente miserables otras... pero en todas ellas, confiados de tener alguien al lado de quien apoyarse. Alguien con quien se pueda contar para que escuche tus problemas y te ayude a superarlos o te puedas pasar toda una noche llena de risas. Eso es lo que quiero ... solo ese alguien a mi lado.

Pero ayer también me dijeron algo: Hasta cuando vas a esperar??

Sinceramente no lo sé. Prefiero vivir con mi fe y mis recuerdos. De alguna forma colgado de la esperanza de encontrar el amor... en un final hay quien tiene igual fe en hallar extraterrestres y seguramente han esperado mas que yo. Incluso hay una gran diferencia. Para ellos, los que creen con toda razón en los Aliens, les cuesta millones. Para mí, que creo con toda razón en el amor, me ahorro cientos. Claro, cientos que daría con todo el placer de este mundo por que alguien se me acercara y me dijera como encontrarlo... a él. A ese amor que algún día, ya perdido entre mis memorias, se me fue de las manos.

Pero hace tanto de eso ya, que tal vez él también sea hoy una maquina. Una de esas, como tantas otras que hay por ahí. Contagiado con esa enfermedad que ataca a casi todos. Esa influenza producida por el engaño, la mentira, la infidelidad y especialmente los deseos de todos de tener una vida “libre” y sin una gota de responsabilidad.

Como me dijeron ayer:

- No quiero tener que acompañar a nadie a tomar la guagua, a nadie a quien regalarle el día de los enamorados o que me este todo el día besando.

¿Por Dios, qué ha pasado con todos?. ¿Dónde ha quedado en los hombres eso con lo que los expertos se llenan la boca para decir que solo tenemos nosotros los humanos?... sentimientos. Los animales creo, sienten ya mas que nosotros. Hasta los perros lo hacen en la actualidad con más amor.

Pero como digo.... el raro siempre soy yo.

Parece que solo yo veo que estamos entrando en una crisis. Y por eso escribo. Para que aunque sea en letras quede lo que siento hoy por dentro. Y como la gran mayoría me muevo por este mundo seco y frío y quien sabe si mañana me levante enfermo... contagiado de lo que tanto le huyo. Siendo como tal vez tu, una de esas horribles máquinas.



[Este relato no pertenece a los autores de este blog]

Los Recuerdos Muertos...

Un alma perturbante, incontrolable, se desarma de amor perdida y sin razón, el alma llora y grita de dolor.

Sufrir por ironía, morirse de amor es la misma cosa pero con diferente sabor.
Un alma desolada, muerta y desgarrada, muriendo por tu amor, insatisfecha de pasión, atormentando a un corazón que de tristeza sollozo.

Es un amor perturbante, un recuerdo constante, una lágrima caliente, un corazón latiente.
Ahora solo el olvido y con un gran suspiro se recuerda a ese corazón dolido que junto con su alma se han ido. Desolados y ensangrentados los recuerdos de tu amor han quedado ya que solo fue un magnifico sueño de un amor desdichado que por haberse enamorado perdido a quedado.


[Este relato no pertenece a los autores de este blog]

Abismo.

Al verlo frío pálido como dormido tieso y sin sentidos, aún respiras despacio, cama café quien le acompaña te ama ropa nueva y ya no hay alma, con cuatro velas haces luz en medio de tanta oscuridad aun que me entristece saber que ya no puedo abrazar tu carne, pero estas hay mirando la parodia de esta escritura y te confundes al ver tantas lágrimas al lado.
Cómo explicar lo que pasó si ya no estás aquí, donde la mente tuya se mete en mi cabeza para manifestarme que quieres salir y yo un humano mas sin saber que hacer sólo veo la salida de poderte acompañar a ese viaje acostada en lecho blanco para entrar en un panteón y saber que ya no estás vivo y que solo te acompañaran mis recuerdos y la esperanza de algún día volverte a ver.


[Este relato no pertenece a los autores de este blog]

La Muerte.

¿Me recuerdas? Soy yo... La muerte y tienes una cita conmigo...

Te envió este memorando, para notificarte que mañana te toca a ti...

¡Sí! ¿Pensaste que vivirías mil años? Calma, no te lamentes; no te lamentes... Ni te preocupes más... Todavía te resta todo un día...

Y un día puede ser toda una vida... Si lo sabes aprovechar.

¿Cómo?

Ya no postergues tu vida...

Ya no renuncies a ella jamás.

Tienes 24 horas para demostrar tu cariño, tienes 24 horas para decirle que le amas. Para bailar bajo la lluvia, para disfrutar aquella melodía, para sentir el sol, para soltar tu llanto, para entregar tu alma.

Tienes todo un día para pedir perdón, para ser un niño, para ser un sabio, para reír con fuerza, para gritarle al viento, para disfrutar del resto de vida que queda en tu corazón...

La vida te está rodeando a cada instante, aunque la busques en el futuro, aunque creas haberla olvidado en el pasado...

LA VIDA ESTA ALLÍ CONTIGO.

Te envuelve con su magia, pero tú como un ciego prefieres ignorarla.

Es por eso que te envío este memorando...

Para que recuerdes que tienes que morir...

Que mañana tomaré tu mano y te llevaré de aquí...

Y quiero preguntarte...
 

¿Podrías describirme el aroma de las rosas? ¿Podrías decirme lo que sientes, cuando el viento te envuelve con su ternura, con su brisa y con su fuerza? ¿Conoces la maravillosa sensación que brinda el amor? ¿Haz bailado al ritmo de tu corazón? ¿Haz disfrutado el arte de hacer el amor sin ningún límite... O te ha detenido el temor?

Disculpa si soy indiscreta...
Lo que pasa es que me causa mucha gracia el pensar que mañana que te tome en mis brazos... Vas a estar muerto completito... AL 100%...

No habrá ningún asomo de vida en ese cuerpo tuyo... Y sin embargo hoy que estas vivo, el 75% de tu ser parece estar muerto.

Tengo aquí a muchos suicidas que en el justo momento que me vieron de frente, descubrieron que la vida es muy bella y mucho más grande que todos esos problemitas que creyeron irremediables... Justo cuando sus ojos dejaron de percibir colores, cuando su piel dejó de tener sensaciones, cuando sus oídos no escuchaban ni siquiera el silencio, cuando su boca no pudo decir: "TE AMO", "AYÚDAME", "TE PERDONO", "TE EXTRAÑO", "ERES ESPECIAL"; cuando sus brazos ya no pudieron abrazar, cuando sus piernas ya no pudieron correr, cuando sus labios dejaron de sonreír... En ese momento todo suicida me suplica una oportunidad sin entender que cada instante, de cada hora, de cada día de su vida es una oportunidad... UNA OPORTUNIDAD PARA VIVIR CON INTENSIDAD...

Y que yo LA MUERTE, SÍ doy oportunidades. Pero solo a aquel que sabe USAR la vida, solo a aquel que se da cuenta que la vida no se puede comprar con ninguna cantidad de dinero... Que la vida es como una montaña rusa, a la que te subes y LO DISFRUTAS AL 100% porque sabes que el final esta cerca y que no podrás comprar otro boleto.

¿Sabes? Existe mucha gente con enfermedades que los tienen al borde de la muerte... Gente admirable QUE LUCHA POR VIVIR, POR CONSEGUIR SUS SUEÑOS, POR GRITAR SU AMOR, POR EXTENDER SU MANO... Por dejarle al mundo la huella de su corazón. Gente que aun sabiéndose desahuciada sonríe feliz, persigue sus sueños y SABE VIVIR...

A muchos de esos guerreros de la vida sí les doy una oportunidad. ¡¡¡Porqué merecen VIVIR!!! Y cuando uno de esos seres que supieron vivir llegan a mis brazos... Los recibo contenta, PORQUE NO SE QUEJAN CON EL CLÁSICO "SI YO HUBIERA..."

Ellos hicieron todo lo que quisieron hacer... Y por eso les indico el camino que han de seguir... Ese camino que sin duda les hará volver a vivir.

Así que si no me recordabas, ¡¡¡AQUÍ ESTOY!!! Porque mañana te toca a ti... Te queda un solo DÍA... ¿Qué harás con él? Si me convences PUEDE que te permita VIVIR. HOY ESTÁS EN LOS BRAZOS DE LA VIDA... PERO MAÑANA... MAÑANA ESTARÁS EN LOS MÍOS...

ASÍ QUE... ¡¡¡VIVE TU VIDA!!! TE ESPERO...

Atte.

LA MUERTE.



[Este relato no pertenece a los autores de este blog]

Regreso.

¿Qué esta pasando? ¿A dónde eh regresado?
Me ah atrapado esta oscuridad
Que me prohíbe de nuevo la felicidad...
¿Dónde esta aquella maravillosa luz?
La que… hace tiempo había encontrado
Encontrado… entre tanto dolor y desesperación...
Que me invito a una bella oscuridad…
Bella oscuridad llena de felicidad…
En donde no hay tristezas ni desgracias
¿Dónde esta aquella bella luz?
Que encontré en medio de tanto sufrimiento…
Que me quito mis estupidos pensamientos
Pensamientos de sufrimiento y dolor
Que me dejo llena de imaginación y de amor
Que alguien me diga que me esta pasando…
¿Por qué a este lugar estoy regresando?
De esto ya me estoy cansado… pues…
No se que partida de ajedrez la vida esta jugando
Quisiera poder ahora mismo descifrarlo..
Y asi de una vez por todas ganarlo…
Y regresar aquella hermosa oscuridad
donde me gusta cada minuto de mi vida pasar...

[Este relato no pertenece a los autores de este blog]

Soy Culpable...

Soy Culpable...
La Sombra de tu Alma;
que abriga mi cuerpo
por la oscura dimensión
por donde caminan los muertos.


Muertos de amor,...
en sus esquelas quedo el sudor
del placer... Ese placer que gozamos...
tú y yo.



Yo soy la única culpable de quererte
y negarte la verdad!!!
Sólo yo soy la culpable
por amar y no saberlo respetar.


[Este poema no pertenece a los autores de este blog]

La Reencarnación~ Rossiel Black

El padre dá la simiente,
Y la madre la recibe.
El cuerpo se forma y,
apareces de la nada en este mundo.
Bien sea de los gatos o de los perros,
O del hombre.
Ese es el proceso de la
reencarnación.
El padre dá la simiente,
Y esta se emulsiona en el vientre
de la madre.
Cada cuál se forma según su karma
O acción pasada.
Obtienes este cuerpo para
Disfrutar o sufrir...
Ese es el proceso del
Nacimiento y la muerte.
Y después de terminar esta vida
Uno vuelve a abandonar este mundo.

Y de nuevo entras
En el vientre de una madre
Sales entonces en otro cuerpo
Ese es el proceso de la reencarnación.
¿Podemos detener este proceso de
Repetidos nacimientos y muertes?
¿Podemos obtener otra vez nuestra
forma espiritual, y, ser dichosos
de tener pleno conocimiento
Y por supuesto
Una vida eterna?...



 Rossiel Black Dark

Cierra Tus Ojos.

Cierras tus ojos y aparezco en tus sueños cada noche,
invado tu mente y me transformo en verdugo de tus negras pesadillas.


Realidad y ficción se fusionan y no puedes escapar de mis tormentos,
un incipiente hilo te separa entre cordura y delirio.
Mi presencia abstracta envuelve tu cuerpo y eres un canal de mis deseos.


Despiertas en la noche ahogada en pánico, mi voz grave y áspera aun te acompaña,
ensordece tus oídos y escapas hacia la puerta, subes las escaleras,
cruzas el frío patio y caminas por la delgada cornisa.


Te encuentras frente al vacío y allí estoy aguardándote.
Tu mirada de cristal fijas en mi, se derrite en llanto y lagrimas de sangre recorren tus mejillas.


Te observo con compasión y extiendo mis brazos hacia ti,
das un paso hacia adelante y te fundes junto a mi en un abrazo hacia la eternidad.
Ya nada será igual, no habrá mas dolor ni sufrimiento,
te encuentras en mi reino de las sombras, caminaremos juntos en la oscuridad.



[Este relato no pertenece a los autores de este blog]

Imagina...

Por un momento...
Imagina que eres... una persona normal
Que se preocupa, que ríe, que llora.
Como cualquier otra persona.

Por un momento, imagina...
Que a tu lado, tienes a la mujer...
Que se ha confesado tu eterna compañía...

Por un momento, imagina...
Que el mundo no es perfecto...
Pero... que para ti...
No podría ser mejor...

Por un momento, imagina...
Esa sensación dulce de un primer beso...
Lleno de amor, de cariño...
Esas caricias que se traducen...
mas allá de todo entendimiento...


Por un momento...
Imagina esa mirada de la persona que te ama...
Que te llena de valor y de confianza...
Que te hace invencible...
Y te llena de vida...

Por un momento...Olvida la oscuridad y las pesadillas
Olvida el mal... y el dolor.
Y entrégate e ese ser que te da fuerzas...
Siente como te vuelves parte de ella
Y ella de ti...

Por un momento...
Olvídate de Dios y sus enigmas...
Olvídate del infierno y sus placeres...
Y vive solo para ella...
O para él...

Y en ese momento... en ese instante...
sabrás el por qué de la vida...
Sabrás que el amar es hermoso...
Y que tu alma, solo debería de existir para eso...
Aunque solo fuera...

Por un momento...

Ahora... imagina que en tu corazón y en tu alma...
Ansias verla otra vez...

Por un momento... solo un momento...

Imagina... que será... dentro de unas horas...
que volverás a verla...
y entonces, trabajas como nunca...
Por que sabes que al terminar...
Podrás verla de nuevo...

Imagina...
Que el día termina...
Con la promesa de su sonrisa y de sus labios
Y como un niño....
Echas a correr pensando en ella
Y mientras la luz del día se pierde...
Tu no sientes temor...
Pues sabes que su mirada, te llenara de luz.

Y apartara... la oscuridad.

Imagina... que de repente tu sonrisa se borra...
Pues donde ella debería de estar...
Solo hay luz...
Pero una luz de muerte...
Con los aullidos lastimeros de las sirenas...
Haciéndole compañía...

Imagina que se siente en ese momento...
Imagina... la desesperación
De no saber que sucede...

Imagina el dolor...

el temor...

De ver... que tu peor pesadilla...
Se hace realidad...

Imagina... que todo se desvanece, y como un loco
Corres... buscándola a ella...
Y si...
La encuentras...
Derrumbada... moviendo levemente las manos...
tratando de alcanzarte...
Y entonces gritas...
Por que sabes... comprendes de inmediato...
Que fue lo que paso...

Imagina...
Que caminas hacia ella...
con pasos cortos y lentos...
Pues tus piernas...
se niegan a moverse
Tu no te resistes, y caes de rodillas...
frente a la persona que amas...

Imagina que...
Como un susurro...
Dejas que su nombre... se escape de tus labios...
Pero ella no te contesta...
sus labios dejan de temblar...
Y sus ojos... ¡Oh Dios! sus ojos...
Tan fríos... tan muertos...

Imagina entonces... que tomas su mano...
Como si con tu amor...
Quisieras revivirla...
Pero antes... de que ella despierte de ese sueño...
Antes de que tu despiertes... de ese sueño...
Una mano desconocida te arroja hacia atrás...
Y es el mismo desconocido...
El que lentamente, cubre el rostro...
De tu amada...
Y lo odias por ello...
Pero el se acerca, y te da una manta...
¿¡Por que!? Si no tengo frío... le gritas...
Lo único que deseas... es despertar...
de esta pesadilla...
Y encontrar su mirada...

En tus ojos...

Imagina... que eso nunca pasa.

Imagina... que por mas que quieras...
No puedes despertar...
De ese sueño...
Por que ese sueño...
No es un sueño...
Solo es...
la realidad.


[Este relato no pertenece a los autores de este blog (Aunque quisiéramos u.u)]



Intento.


No intento ser el gran amor de tu vida, ese que te exige, te demanda
y luego te olvida.


Simplemente intento ser, ese que disfruta cada instante, cada segundo
de tu compañía, ese que en aquella noche de verano, bajo un cielo estrellado encontró en un abrazo, en un beso tuyo, la felicidad que creí perdida.

No quiero ser tu dueño, tu pastor, tu guía, ese que te dice lo que tienes
que hacer y luego te margina.



Simplemente intento ser, ese que te quiere y te mima, ese que en
aquella madrugada de desvelo, feliz, extasiado, intensamente
disfrutó de la paz de todo tu rostro, mientras dormías...



No me interesa ir de visita por tu vida, ser el gran señor que te
llena de cosas por fuera y por dentro vacía,
solo intento ser el que te provoque una sonrisa
ese que aquel día poniéndose romántico, enmarcó la belleza de
de tu rostro y le escribió una dulce poesía.



No me gustaría ser ese que de rodillas suplica tu amor, ese que
te tortura y lastima con fuerte obsesión,
solamente ansío ser, aquel que naturalmente desee…



Ese que en una impensada, y casual noche, fue dueño, de tu confianza
por única vez, protagonista sin ninguna restricción de la completa
entrega de tu pasión.



Solo intento ser aquel que te pueda enseñar, que quizás exista el
amor eterno, que tal vez la felicidad tenga dueño, que cada instante
compartido puede ser un mágico sueño, del que no se quiere despertar…

Solo pretendo ser únicamente, yo, ese loco perdido, que te quiere...
Ese poeta que se anima a decir, sin miedos, lo que siente...
Te amo intensamente, como ayer, como hoy, como lo haré…

Siempre.


[Este relato no pertenece a los autores de este blog]


Amor en Silencio.


He llegado a este mundo imaginando tu ser, ideando tu figura, pero mi mente no ha de formar una descripción tan maravillosa.

Porque no me he de conformar con tan solo esta descripción inconclusa?
Si para mi esta pequeña ideología tuya provoca en mi los sentimientos más profundos.
¡No!

Pero mi corazón no se resigna al hecho de no poder llegar a tenerte en mis brazos, rozar tus labios de miel, sentir tu sutil aroma, el solo anhelo de llegar a reflejar tus ojos en los míos hace que mi corazón se sumerja en un éxtasis infinito.

¿Dónde te puedo encontrar? ¡es lo que no se!, tan solo eres una ilusión inconclusa, un sueño, que me hace feliz pero al la vez me atormenta.

[Este relato no pertenece a los autores de este blog]

Quédate Junto a Mi Perpetuamente~ Rossiel Black.

Entre nuestras miradas, besóme tu alma con desespero,
Nuestros cuerpos fundíanse lentamente hasta convertirse en uno.
Estábamos en el abismo,
Y tú, sólo te perdías en mi.
El infierno ardía en llamas vociferantes,
Pensé, que no podría verte nunca más,
Empero estabás junto a mi, diciendiéndome que no temiera a nada,
que me protegerías hasta el fin.

Tus labios dóciles, suaves ante el roce de los míos,
Tú respiración caliente que chocaba contra mi piel,
Me ínspiraba a seguir,
Qué más podía hacer por ti...

Aferrándome a tu cuerpo,
contemplé alrededor vuestro,
Las almas de los cándidos cedía ante el fuego.
Y nosotros, entre las mismas,
seguíamos vivos, mirándonos como la primera vez.

¡Ah! Ya recuerdo,
estabas tan hermoso en esa velada que,
pensé que moriría ahí mismo,
caída a tus píes,
dejándo que mi alma se desprendiera de la piel.

Seálo, me dije cuando me saludaste con cálida sonrisa.
Mi dulceáta, me halagasteís como nadie más.
Dándome una mano de apoyo,
Extendióse la mía quién no dejó libre nunca más la tuya,
Mas tú me diste amor desde la primera vez.

No témo a morir si envuelta en tus brazos estoy;
Que el cielo arda y,
que el infierno se congele.



Nuestro amor será eterno,
y yo en tu humanidad descansaré perpetuamente.




Rossiel Black Dark

La Invitación (Dreams of Desire- 1995)

No me interesa lo que haces para ganarte la vida...
Quiero saber lo que ansías,y si te atreves a soñar en
satisfacer el deseo de tu corazón.


No me interesa tu edad...
Quiero saber si te arriesgarías a parecer como un tonto por amor,
por tus sueños, por la aventura de estar vivo.


No me interesa cuáles planetas están en armonía con tu luna...
Quiero saber si has tocado el centro de tu pesadumbre,
si las traiciones de la vida te han abierto,
o si te has marchitado y cerrado por el miedo al dolor futuro.


Quiero saber si puedes sentarte con el dolor,el mío o el tuyo,
sin intentar esconderlo, desvanecerlo o arreglarlo.


Quiero saber si puedes estar con la alegría,la mía o la tuya...
Si puedes bailar con locura y permitir que el éxtasis te llene
hasta la punta de los dedos, sin advertirnos que seamos cuidadosos,
que seamos realistas, o que recordemos las limitaciones de los seres humanos.


No me interesa si la historia que me cuentas es verdadera...
Quiero saber si decepcionas a otros para serte fiel a ti mismo,
Si puedes soportar la acusación sin traicionar a tu propia alma.
Quiero saber si puedes ser fiel, y por lo tanto ser confiable.


Quiero saber si puedes ver la belleza...
Aún cuando no sea bella todos los días,
y si puedes originar tu vida desde su presencia.


Quiero saber si puedes vivir con el fracaso, el tuyo o el mío...
Y no obstante pararte a la orilla del lago y gritarle a la luna "¡Sí!"


No me interesa saber en dónde vives o cuánto dinero tienes...
Quiero saber si puedes levantarte después de una noche de pesar
y desesperación, cansado y golpeado hasta los huesos,
y hacer lo que se tiene que hacer por los niños.


No me interesa quién eres o cómo llegaste a estar aquí...
Quiero saber si te pararás en el centro del fuego conmigo sin rehuir.


No me interesa en dónde o qué o con quién has estudiado...
Quiero saber qué es lo que te sustenta desde adentro
cuando todo lo demás desaparece.


Quiero saber si puedes estar solo contigo mismo,
y si verdaderamente te agrada la compañía que buscas
en los momentos vacíos...


[Este relato no pertenece a los autores de este blog]


PD: Con este fragmento hago mi llegada a este Blog... quizás las cosas que suba no sean de mi propia creación, pero son bellas historias que me gustaría compartir con ustedes...

Góticos.


Los góticos tienden a tener un sentido del humor oscuro y perverso, le tenemos amor a la literatura, a la historia, a la música, a la poesía, a la belleza, a la fealdad, a lo viejo, a lo raro, a lo arcano, lo profano, lo distinto, lo pálido, a los ojos delineados, y uñas negras, a los libros, vampiros, al teatro, a la muerte, al amor, a la vida, a la tristeza, a las lágrimas, a la melancolía...


[Este relato no pertenece a los autores de este blog]

Cristales Rotos.


Cristales que se han roto dentro de mi alma...
y que se que jamás podran repararse debido al dolor que causa la vida...
si sólo puediera encontrar la paz...
pero sé muy bien que tal destino no exíste...
pues estoy hecho para la desdicha...



[Este relato no pertenece a los autores de este blog]

Pensamiento...


Sin sangre, sin lágrimas... sólo palabras que emergen del oscuro manantial de un alma triste. De aquella esperanza muerta que añoraba encontrarte a tiempo, a ti, a ti... pero ahora ya es tarde, y sólo quedan....


[Este relato no pertenece a los autores de este blog]


Nuestra Muerte.


El día en que por fin muera,
Sé que no lloverá. El canto del ave sonará,
Mientras el repicar de campanas sordas Manchen el viento tranquilo.
El Cielo se teñirá de azul;
Con nubes adornará su manto.
Y mientras sé que mi llanto,
Ya no se escuchará.
Nada del mundo cambiará,
Aún seguirá girando;
Parecerá burlarse en mi cara Al ver que fui olvidado.
Mi cuerpo por fin cesará De ejercer sus tantas funciones;
La mente callar podrá;
El corazón habrá de detenerse.
Y en un infinito suspiro,
Aquél que exprese el dolor,
Se ahogará en un llanto tranquilo Confuso,
triste, desamor.
Mis ojos ya no podrán Perderse en tu dulce rostro;
Las lágrimas no llamarán El candor de tu piel.
Pero sobre todas las cosas,
Mi muerte será olvido;
Será eterna, será mía,
Y tú morirás conmigo.



[Este poema no pertenece a los autores de este blog]

Falsa Mirada.


No me mires así;
Como si realmente me amaras.
Sé que no soy real
Ante tu alma.
Porque entre las sombras
Escondo mi pasión;
Entre las llamas oscuras
Del pecado más dulce,
Disfrazo mi triste amor
Que por ti tanto duele.
Ábreme las puertas
Que hacia tu
Cielo llevan.
Róbate con un beso
Mi voluntad,
Mi deseo,
Mi todo;
Pero no permitas
Que en el infierno
Más profundo,
Aquél al que lleva
Tu desprecio,
Me hunda por siempre
En mi dulce tristeza.



[Este poema no pertenece a los autores de este blog]

La Lágrima y el Olvido.


Ya no pude mirarte más;
Sólo quedó un suspiro,
El viento; y una
Lágrima me fue arrancada.
Intenté retenerla;
Guardarla entre mejilla y ojo;
Pero ella sólo besóme
Con un frío roce.
Y se marchó.
Corrí tras ella,
Intenté encontrarla.
Pero cayó al mar
Para no volver;
Para disolverse
Entre la muchedumbre de olas.
Así te me perdiste tú
Entre los mares de gente;
Entre luces y tiendas.
Te perdí a ti en la noche;
A tu recuerdo
En esa lágrima.

[Este poema no pertenece a los autores de este blog]

Enamorado del Viento.


Y ahi estaba yo...
mientras sentia como era devorado por las estrellas...
le di la espalda a la luna
y esta me quemo con su luz


le pedi al cielo que me llevase hacia la infinidad de sus brazos
y me empujo hacia la soledad...
suplique por que me hablase el silencio
y su mirada carcomio mis adentros


quise volar por encima de praderas coloreadas de azul
pero al llegar seguian teñidas de verde y habitadas por el viento
y asi me enamore del mismo....


pero este remolino de confusiones
inunda este corazon desfallido
y le regatea por piedad...


cuanta soledad...cuanto amor por dar
oh! soledad, cuan mencionada has de estar
cuan adorada por millones has de andar
se que haces falta, pues sin tus besos no puedo continuar


y envidio al desierto
por sus atardeceres...
envidio al cielo
por sus amaneceres...


pues feliz casi nunca puedo estar
y si lo soy....
es por que en veces
a tu cariño he de encontrar...


[Este poema no pertenece a los autores de este blog]

Tonto Enamorado.


Te vas y mi alma te persigue,
tu espalda me saluda con la mano,
deseas convertirte en lo que fuiste,
es duro ser un tonto enamorado.

Mas ya en tu marcha se percibe
como último recurso de mi lado
la certeza de saber lo que perdiste,
el vacío de saberse deseado.

¿Que verás cuando el cielo sea un triste
y burlón reflejo del pasado?
¿Romperás las promesas que me hiciste?
¿Volverás a caer en mi regazo?



[Este poema no pertenece a los autores de este blog]

Nuestros Cuerpos.


Nuestros cuerpos extasiados
Que sudaban de placer
Cuando dábamos el alma
Antes del amanecer
Nuestros cuerpos enredados
En la sala, en el sofá,
En la cocina, en el baño
En el piso del desván

No se necesitaban las sábanas
Sin almohadas daba igual
Al unirse nuestros cuerpos
Todo era celestial

Una vela iluminaba
Una canción al compás
Se aceleraba el ritmo
Y aumentaba la humedad

Los gemidos que nacían
De dos cuerpos desquiciados
Desquiciados de locuras
Y de coitos alcanzados

Los gemidos delataban
Supremas sensaciones
Animales salvajes
fuimos en ocasiones

entregamos el alma
la vida de nuestros cuerpos
ternura en las miradas
amor con cada incienso

Amor en cada roce
pasión en cada beso
fundidos tu y yo
en un eclipse de deseos.



[Este poema no pertenece a los autores de este blog]

El Pacto de un Vampiro Enamorado.


De lo profundo de las sombras,
Volaré en silencio,
En las garras de la luna,
Atacaré el deseo
De saciar mi sed de muerte,
De saciar mi sed de vida,
De saciar mi sed de recorrerte,
De saciar mi sed de verte herida.
Recorreré tus venas,
De principio afín,
Apareceré en tus sueños,
Besándote a ti,
Y serás mía, por la eternidad,
La noche oscura nos dará su paz,
Y la luz de Luna,
Sellará el amor,
Que te he entregado,
En la última gota, de mi corazón.



[Este poema no pertenece a los autores de este blog]

Mi Vida~ Rossiel Black.

Miré por la ventana al despertar, nada bueno que hacer aquel día, todo seguía transcurriendo como siempre, la rutina no cambiaba jamás, era monótono el estilo de vida que llevaba, parecía algo de nunca acabar. Cabellos enmarañados, revueltos como un fino tinte castaño oscuro sobre la cama cuando abandoné la idea de seguir observando el día nublado y frío que yacía afuera, tenía tanto frío que tuve bastantes ganas de pasar del trabajo y enrollarme en las mantas de nueva cuenta para seguir durmiendo... estaba cansada que siempre debía seguir el mismo camino, ida y vuelta a casa, inclusive la trayectoria recorrida siempre era la misma, todo seguía tal como el día anterior, nada avanzaba.

- No - me dije a mi misma, dándome ánimos para tirar la ropa de cama y poner el primer píe en el suelo, indicio de que ya no podría retroceder y volver a olvidar lo que debía y tenía que hacer como siempre. Un par de horas de aquí a allá revolviendo la casa entera al ponerme las indumentarias necesarias para irme a trabajar, me dije a mi misma que tal vez hoy, sería diferente ¡Ah! es que sólo yo podía convencerme a mi misma de que llegaría un príncipe azul en su caballo blanco, galopando a todo lo que daba el salvaje animal y con único objetivo... para venir a mi encuentro a llevarme lejos de esta pocilga e infierno personal en el que me sentía encerrada, enclaustrada por si fuera poco, bueno, al menos era delicioso soñar con cosas así, vez pasada se me metió en la mente que vendrían los ovnis por mi y todos con rostros guapos ¡vaya! sí que tengo mente volátil ¿no?

Cabellera amarrada, entrenzada hasta por los codos para que mis jefes no me reprocharan porque o por el simple hecho de que llevaba anillos de lujo puestos en casi todos mis dígitos, que desconsiderados con ésta mujer, no se colocaban cosas ellos, y yo, debía seguir el mismo camino de afearme tanto o más que los mismos.... ya qué.

¿Mi vida? Ah sí, mi manera de vivir siempre ha sido un verdadero misterio para los que me rodean, niña autista me llaman muchos, vamos que para mi madrina sigo siendo normal, al menos ella me ve así, no le reprocho nada después de todo, ella fue la que me crió desde pequeña. Si... tengo un oscuro pasado, claro que, no soy vampiro ni nada místico o exótico ni mucho menos, soy una mera mujer que nació quizás... en el tiempo equívoco donde el resto no me entiende, ni bien se me da hablar con los demás, es algo paupérrimo ciertamente os digo ya que pienso varias veces al día que yo soy el problema de la existencia para otros, qué le vamos a hacer ¿no? es lo que hay, aún no logro sacarme la lotería ni nada parecido a un premio que me vuelque la vida.

Mientras caminaba por sobre los adoquines, medité o más bien recordé mi pasado, si... tenía bastante mala suerte como para decir que he tenido una juventud de añoranza plena, no hay nada de eso, al contrario... siempre quise cambiar muchas cosas.
- Cómo empiezo desde el principio... ah que problema, no se me da bien esto de contar mi historia- me dije a mi misma en lo que dos hombres pasaban por mi lado, me quedaron mirando como si fuera una loca más del planeta, yo también lo creo así en todo caso.
Mi madrina y mi madre, grandes amigas de toda la vida ambas, un pasado oculto se encierra en ambas, no soy quién para contaros de eso, quizá... algún día lo haga, me explayaré sólo en la parte aburrida de mi historia.
Mi madre Eliette y mi madrina Silvia, dos jovencitas se pusieron de acuerdo para que "yo" viniera a dar rebotes a éste mundo. Después de varias charlas entre ellas quedaron en que se llevaría a cabo la estratagema.
Un día mi madre decidió irse a Vallenar, pero mi madrina no se esperó que mi madre me procreara en este mismo pueblo, el punto es que luego de dos meses transcurridos, Eliette, hermosa mujer rubia de ojos cafés claros, llegó embarazada de mí. Durante todo el tiempo de gestación, ella bebió alcohol, hizo una vida normal de bohemia... nadie la podía detener cuando se le daba por hacer algo a su antojo, véanme ahora a mí que soy parecida a ella en carácter.

Llegaron los nueve meses y el parto se produjo, aquí como ven logré salir a base de un sanguinolenta cesaría que ella siempre decía "mira... de aquí salisteis tú" y un enorme tajo lineal se expandía por su vientre como cicatriz. Aquel día en que nací, mi madre se arrepintió y probó por todos los medios de darme en adopción, empero mi madrina la detuvo al momento en que se percató, trataré de resumir para no expandirme en el contexto de algo tan aburrido.
Desde que tuve uso de razón, mi madre me golpeaba siempre, tanto a mi hermana, mi madrina, mi padre, estaban destinados a pasar por sus malos tratos, el alcohol hace estragos en las personas, claro ejemplo era ella de lo que podía dañarse una mente en exceso cuando bebías demasiado.
Intentos de matarnos sucedieron muchas veces, incontables veces, teníamos una clase de trauma ya con ella porque en las noches, fuera la estación del año en la que estuviésemos, debíamos dormir con un ojo abierto y el otro cerrado, correr rápido cuando se le ocurría llegar a altas horas de la noche con hombres a su lado que venían igual de bebidos.
¿Porqué? porque si no nos levantábamos a hacer las cosas que ella demandaba, era algo espantoso, nos seguía con cuchillo en mano por toda la casa o con cualquiera indumentaria para castigarnos por nuestras osadías, mi madrina pagó muchas veces por mi hermano y por mí, poniendo el pecho antes las balas, literalmente, cuantiosas veces a mi madrina le tocó dormir en la calle, a la vuelta de nuestra casa donde un potrero lleno de ratas y animales muertos se dispersaban por el terreno, si... sobre un cartón entre las zarzamoras, oculta y con la piel gélida... sufrió tanto como nosotras, quizá... por eso la consiento tanto ahora que estamos las dos solas viviendo en una casa arrendada.


Vi en el trayecto de mi vida cosas traumáticas, hombres muertos afuera de nuestra casa, unos colgados, otros baleados y porque no decirlo... unos acuchillados, no... No era que mi madre los matase, el punto es que los vecinos que teníamos eran algo así como.... no muy buenas personas. Incendios, destrozos y amenazas de muerte siempre estuvieron rodeándonos.

Era pan de cada día llegar con el rostro demacrado, golpeado y bien tallados los golpes que recibíamos de madre, maestras quisieron ayudarme en ese tiempo pero les fue imposible, en esos tiempos los derechos de los niños no eran muy geniales como los de ahora, a ver, seamos justos, no es que ahora estén de maravilla aquella protección hacia los menores, pero al menos a mejorado un poco. En el colegio terminaban de amoratar más mi piel ya que vivían pegándome, nadie se me acercaba, cuando yo trataba de hablar con alguien era algo así como "Hey... vámonos de aquí que la marciana nos está molestando, nos puede pegar la lepra" era doloroso escuchar siempre un rechazo por parte de los demás.

Yo, usaba lentes, calcetas que rayaban por sobre las rodillas, el jumper era algo creado como para una monja porque me llegaba bajo de la mismas rodillas, al cabo que nunca se me veía ni un poco de sex appel, era chistoso más que nada recordarme en cómo me vestían. ¿Amigas? pues ciertamente no tenía, ni supe que significaba esa bonita palabra, no jugué mucho en mi infancia, la soledad y la obligación que me anteponía mi madre... era absoluta, o si no, era cosa de prepararse para una paliza que no olvidaría tan fácil... todo era extremo.

Cuando cumplí 9 años de edad, en mi hogar se produjo una pelea como muchas otras, pero esta fue la definitiva en la que mi madrina se fue de la cada, nunca más volvió después de aquella discusión, pensé que el mundo se había acabo para mi, que ya todo estaba perdido y que ahora sólo podría esperarme el suplicio en letras grandes... y no me equivoqué.
Iba al colegio como siempre después de una golpiza dada por mi madre quien se ponía histérica con todo, cuando salía del colegio por las tardes, mi madrina me esperaba en una esquina escondida con regalos en mano. Yo me ponía feliz y ella me hacía compañía hasta una cuadra antes de llegar a casa, dándome directas indicaciones de que ocultara lo que ella me daba... y lo hacía, pero mi madre no era tonta y lo sospechaba por lo que decidió zanjar el asunto.

Mi madre me mandó a vivir con mi abuela a San Antonio por 4 años, ahí, nada cambió, mi tía me trataba a la patada y el combo al igual que mi abuela, me trataban de sucia, piojenta y varios insultos más que siempre recuerdo. Mis primas tenían el mismo modus- operandis que mi tía e abuela, estaba cansada de escucharles decir siempre, la clase de basura inservible que yo era para todos.
Un sin número de ocasiones tuve que dormir en el patio o simplemente en una habitación oscura, álgida, no antes sin meterme el miedo suficiente de lo que me aparecería en la noche cuando estuviera durmiendo. No creía en los fantasmas ni nada parecido, pero después de que me metieron tanto miedo con esa clase de artilugios, lo terminé por creer, además de que las ventanas y las puertas crujían en las noches de una manera espantosa, escalofríos se agolpaban en piel tras refugiarme bajo las mantas al punto acomodar mi cabeza entre mis rodillas, una clase de posición fetal, empero más doblada hasta sentir como mi espina dorsal dolía. Pasé hambre como nunca, todo a base de leche y pan y raramente comía algo llamado "almuerzo" la vida se tornaba cada vez más dura que las ganas de que mi vida llegara a su fin, se hacían más fuertes... estaba desamparada totalmente en medio de mi averno personal.

Lágrimas eran las que se vertían por mis ojos en raudal todos los días, agotada por los malos tratos en el colegio y en casa... desaparecer era la opción más acertada luego de tanto calvario.
¿Les dije cómo era mi apariencia física ya?... no lo sé, pero era menuda, enjuta de cuerpo con un tono de piel mestizo tirando a entre blanca y amarilla, no sé si era por la falta de comida para mi existencia o si simplemente ese fue mi color de piel. Ojos café claro y de estatura normal, cabello color miel rayando en lo dorado y hasta la cintura. Lentes gruesos y en mal estado así como todo de mí en apariencia claro.
A medida que fui creciendo y seguía viviendo en San Antonio, ciudad de playas sucias, empero no por ello todas eran iguales, unas refinadas donde solo la gente con dinero iba y otras donde los pobres desbordaban su vehemencia, alcohol y drogas, mujeres en plena fornicación con hombres que... dejaban mucho que desear. Oh no, es que lejos podía decir que esas jovencitas no tenían estilo para elegir a sus amantes.
El punto es que mi rebeldía comenzó a nacer de una manera ilimitada, única forma de sobrevivir ante el abismo en el que me encontraba, tenía que defenderme de algún modo y eso era lo más factible y a mano en dichas circunstancias.
Ya no le aguantaba a nadie que me tratase mal, golpes y gestos varoniles se acompañaban a la hora de ofrecer lucha en mi vida, era una clase juez, la justiciera que ahora, cobraba venganza de todo y de todos... mi mundo idílico nació.
Una madrugada donde dormía plácidamente en mi cama, llegó mi tía a la casa donde yo estaba con mi abuela, se le antojó beber alcohol, no teníamos nada de lo que ella demandaba por lo que mi abuela fue a mi cuarto y me hizo levantarme a las 4 a.m... Me coloqué mi ropa de colegio refunfuñando porque si lo piensan bien ¿En dónde encontraría vino a esas horas?... al cabo que como me opuse rotundamente a salir a la calle tan temprano, me dieron paliza entre ambas y el resultado; salir corriendo del hogar bajo plena lluvia con rasguños y moretones que se expandían por mi piel.

Errante y llorando como siempre, vagabundeé por la calles haciendo la hora para irme a la escuela, cuando llegué... me enviaron a un hogar de menores donde de ese mismo me mandaron a otro, así, como si fuera una muñequita de trapo que se arroja a cualquier sitio donde me pudieran tener. El sitio estaba ubicado en un cerro a las afueras de la ciudad, aislados del resto como en campo abierto, aquí nos rodeaban frondosos y vistosos árboles de pino de gran altura que cubrían el internado de cualquiera que quisiese mirar, bosque y más bosque más al horizonte sólo había río y mar en mezcolanza, unión final donde se creaba un ojo de mar.
El vacío y la soledad que albergaba en mi pecho era grande, me sentía falta y mi mente seguía en modo de cambios, sujetándome firme a todo lo que viniera aunque sólo ofreciera consuelo momentáneo. Los niños y niñas que estaban internadas en ese lugar eran de toda clase, unas con aspectos de mafiosas y otras realmente peleoneras que te daban con lo que fuera y sin causa alguna, tuve que aprender a defenderme también de ellas de manera tan salvaje como el resto. Sucedieron cosas innombrables en ese lugar que no será nunca fácil de contar y que por eso lo reservaré, pero si puedo decirles que en las mañanas cuando nos hacían levantarnos como a las 4:30 a.m teníamos que bañarnos con agua hirviendo, sentías el sopor sobre ti al punto de derrumbarte sobre la ducha como en el caso de las más débiles, no... Yo no caí nunca, con aura de seguridad me aferraba, apretando los dientes que rechinaban por el dolor que el agua caliente provocaba, luego correr a vestirte y desayunar cosas que no te gustaban. En ese refugio encontré las drogas, el tabaco que es el único vicio que hasta el día de hoy me acompaña, de hecho, ahora mismo estoy con un cigarrillo en mis labios, lo bastante apretado como para no dejarlo caer hasta que se consuma debidamente... matándome lentamente.

Alcancé a estar en el internado 4 meses ya que un día llegué al colegio y se me dio por escapar, y lo logré, arribé a Los Andes nuevamente en estrategia desesperada y una vez allí, me fui a la casa de mi madrina a quién llamé por teléfono para que me diera su dirección. Arranqué de los hombres de trajecitos verdes por dos días luego de que mi madrina se le ocurriera la brillante idea de llamar a mi hermana, avisándole de que yo estaba en la ciudad tras fugarme, mi hermana mayor y la única que tenia, llamó a los carabineros para que me cogieran y me llevaran de regreso, qué pena por ellos que no lo consiguieron, en ese tiempo mi madre estaba a la buena con mi madrina así que mi vieja me ayudó a ocultarme, estaba sobria gracias a los cielos y luego de llevarme de regreso a San Antonio en el auto de mi hermana con su esposo al juzgado, conseguí que me dejaran regresar a casa. Pero mi madre no duró mucho con su maravilloso método de dejar el licor, no... Calló rápidamente en el vicio y la gran diferencia esta vez era que, yo ya no le aguantaba nada, vamos que era rebelde sin causa ¿O tenia causa?... lo desconozco.

Me arrancaba por la noches y solía perderme semanas enteras, caída en las drogas, y agradezcan que nunca perdí mi virginidad por más perdida en otro mundo que estuviera, el maldito que osara tocarme las pagaba bien caras, así que todos me cuidaban por más malevolentes que fueran con los demás... eran ladrones, alcohólicos, drogadictos y muchos de ellos lo siguen siendo hasta hoy, no desearon cambiar nunca, inclusive, otros viven tras la rejas por algún delito que cometieron, claramente desconozco las causas y hechos que acontecieron... mayor opinión no puedo dar.

Mi madre se cansó y me mandó con mi hermana a vivir donde la historia continuó mal. Los primeros meses fueron ideales para una joven de 14 años, pero no me esperé que el padre de mi cuñado tratara de violarme, fue traumático para mí y lo que peor me afectó fue el hecho de que mi hermana no me creyera. Luego de un año de vivir con ellos en esa casa lujosa, siempre cuidándome de no estar en casa nunca a solas con el padre de mi cuñado para que no intentara más nada raro otra vez, se creó una discusión y nos mudamos a una casa arrendada por mi hermana y su esposo. Alexis, el marido de ella, solía tratarme mal verbalmente, pasaba echándome de su casa a todas horas sin consentimiento alguno ¡Ah! qué cansada estaba de seguir con vida a pesar de todo, antes, cuando me perdía semanas de los ojos de mi madre, caminaba borracha por la línea del tren en vivas penumbras, afortunadamente no me salió ningún delincuente jamás ni nadie quién quisiera hacerme daño... tenía una rara suerte a veces.

2 años pasé con mi hermana hasta que me cansé de ella y me echó de la casa luego de escuchar que quería irme de su lado, pero que me diera tiempo de juntar dinero para alquilar un sitio, no... ella se puso fúrica y me dijo que me fuera inmediatamente por lo que debí acatar su resolución y salir con mis ropas en bolsas de basura, mientras el auto recorría las calles, pensaba preocupadamente a dónde irme a pasar la noche y claro, se me ocurrió ir a la casa de mi madrina a pedirle dinero prestado para buscar un sitio o un pieza luego, pero ella me dijo "Quédate, ya veremos cómo luchamos con tu madre cuando se entere" Y le dije que si felizmente, hasta el día de hoy vivo con ella. Mi madre en esos tiempos en que seguía con vida, creó batallas masivas por tratar de sacarme del lado de mi madrina, cosa que no consiguió, lloré y lloré mucho batallando por quedarme. 




¡Viva! después de entrar a una iglesia hecha un mar de lágrimas pidiendo con toda el alma a Dios que me ayudara, que por favor me dejaran tranquila... pasó. Eliette, mi madre optó por dejarme en paz y que viviera con mi segunda madre, claro que, antes le metió miles de cosas en la cabeza de que yo le haría solamente mal y que se arrepentiría de dejarme estar con ella.

Silvia, mi madrina muchas veces no tenía dinero para que comiéramos, ella trabajaba en la calle vendiendo pan y dulces baratos que sólo daban abasto para mantenerse ella... una boca más a la cual alimentar era mucho y aún así, ella siguió trabajando esforzadamente. No tenía los beneficios para seguir estudiando y sin embargo, me puse a trabajar y me los creé como siempre, trabajé en los parrones bajo el sol a punto de achicharrarme pero me esforcé y tuve para seguir con mis estudios los cuales terminé afortunadamente. En aquellos días cuando la comida escaseaba en la casa, no quedaba de otra que pasar hambre, al menos estábamos tranquilas, una vez recuerdo que mi madrina tenía un saco de latas de esas de bebidas que la gente vota en la calle. Nos sirvieron dado que fuimos a venderlas y nos dieron algo para comprar algo de pan y otras cositas para llenar lo suficiente la barriga.

En el liceo seguía siendo lo mismo que en el pasado, las chicas no me hablaban porque decían que yo era rara. Yo trataba de hacerme la graciosa al punto de terminar siendo el payaso de ella y como resultado; quedarme sola de igual forma ya que se aburrían de mi... mi personalidad cambió bastante de lo que era en la infancia, salvaje y dura como el hierro puro, cualquiera que tratara de tratarme mal, me las pagaba y con creces en el mismo sitio... creé un ambiente de temor a mi alrededor, pero yo comencé a arreglarme, a embellecerme y los lentes los usaba sólo para estudiar, tenía un místico estilo gótico el cual hasta el día de hoy sigo usando, amo el negro porque es un color que me describe perfectamente... aura oscura total y hasta el final de mis días.

Los chicos ahora me veían, aunque ellos se sentían temerosos de romper esa lontananza ya que les generaba miedo, algunos tomaron iniciativa y se me acercaron, tal caso que no consiguieron mucho de mí. Estaba en finales ya de mis estudios, en cuarto año medio y me enamoré de un joven que era parte de un grupo de amigos que hice por ahí. Me confesé y él, me dijo que lo intentáramos, pero jamás lo intentó siquiera el jovencito y yo me comencé a deprimir al punto de obsesionarme con él, el me daba esperanzas y no era sincero respecto a sus sentimientos, el punto es que sin darme cuenta caí en una terrible depresión e intenté suicidarme tomando pastillas para dormir, era poderosas las condenadas, de esas con las que podrías hacer caer hasta a un animal en sueños perpetuos por toda la vida. No recuerdo cómo llegué al hospital ya que perdí la conciencia al lado de una amiga y ella fue la que cargó conmigo en esos instantes, yo.... me di por muerta desde ya.

Un lapso de tiempo recuerdo que abrí mis ojos, no vi nada más que luces y muchas personas a mí alrededor que trataban de sujetarme por la fuerza, luego... se me apagó la mente y no recuerdo lo que aconteció. Cuando desperté, llena de tubos por doquier, con oxigeno artificial y amarrada de píes y manos, me sentí muy perdida, mareada y tantas sensaciones que no sabría describir ahora, estaba en la U.T.I (Unidad de Tratamientos Intensivos) al borde de la muerte, pero Dios es grande y me protegió hasta en ese mísero momento y me salvó de la difuminación total en este mundo.

Me llevaron al hospital siquiátrico, el doctor me escuchó y sonrió con ternura "Sólo estás enamorada hija mía" me dijo y yo le devolví la sonrisa de igual forma, vacía... No me dejaron hospitalizada porque el doctor concluyó que yo sería lo suficientemente fuerte para levantarme por mis propios medios y seguir adelante, así que luego de que me dieran el alta, volví a casa.

Me prometí a mi misma superar toda barrera del mal que siempre me rodeaba, cuando salí del hospital dejé de juntarme con aquellos amigos, salí del liceo y busqué trabajo, temporales claro pero encontré. Estábamos escasas de dinero como siempre en un verano, tomé una mochila de acampar y una carpa para dormir donde fuera y me fui a la playa en busca de lo que deseaba. 




Cuando llegué me prestaron un pedacito de tierra donde armé mi carpa y luego salí a buscar trabajo, me morí de hambre por algunos días pero encontré... mi amigo me compraba algo para llenar la barriga, pero al parecer yo tenía cavidad gigantescas, osea podía devorarme un buque y recién quedaba feliz...



Casi dos meses trabajando en Ventanas, haciendo más de mil helados diarios para los sedientos de cremas congeladas y con baños de chocolates de distintos tamaños, acudían en masa y yo odiaba los gentíos en masivos, me acostumbré como pude y gané dinero. Mi madrina siempre me llamaba por teléfono y me decía que volviera a casa, pero yo decía ¡No! y seguía en mi labor, me visitaba los miércoles mi viejita y yo pedía anticipos y le daba dinero a ella para que tuviera, también nos dimos unas semis vacaciones, nos íbamos a Quintero, comíamos en restaurantes de los mejor y la pasábamos genial. Yo... me cansé de trabajar tantas horas en la heladería, desde la mañana hasta la madrugada, me tocaba trapear el piso como añadidura, limpiar mesas, lavar trastos de las maquinarias, era yo sola para todo el negocio y soportar a los críos de los dueños que parecían enfermos pidiendo y haciendo lo que se les antojara... la paciencia tenía limites y el mío se había acabado.

Regresé con mi madrina a casa, pero con efectivo, estuvimos bien un par de meses, ella nunca dejaba de trabajar y yo encontré un trabajo estable de cajera en un supermercado en el cual te sacaban el jugo en fines de semanas, era un labor de medio tiempo pero nos ayudaba bastante. Comencé a tener mis cosas, a comprar cosas para la casa y darnos gustos con los que antes no pensábamos en darnos por falta de dinero.



Luego llegaron a casa avisándome de que mi padre adoptivo falleció, yo hasta el día de hoy no sé quién es mi padre, pero él me dio que comer cuando era chica así que tenía que ser agradecida, en el funeral conocí a mucha gente que tenia parentesco conmigo por parte de mi padre, nunca más les volví a ver de todas maneras una vez que acabó el muerto en su lápida.

Me cambié de labor y encontré uno mejor, para variar, otro supermercado donde por lo menos me pagaban más, ahí sigo hasta ahora. Tengo todo lo que mi madrina se le apetece al igual que para los antojos míos, me canso muchas veces de ese maldito trabajo pero sigo en él porque me da para vivir. No tardó el tiempo y llegaron los carabineros a la casa una mañana, diciéndonos que mi madre había fallecido en la calle, cayó y no volvió a levantarse nunca más donde su vida finalizó en el hospital, para ese tiempo mi madre había cambiado mucho conmigo, ella ahora demostraba su amor y me quería de verdad, cuando yo estaba chica no sentía nada por mí, me odiaba casi... no podía verme porque le asqueaba el tener mi presencia junto a la suya.



La muerte de ella me dolió mucho más que cualquier otra cosa, porque como dije, ella había cambiado y ya no era mala conmigo, yo le daba en el gusto con lo que podía, estuvo meses viviendo con nosotros y siempre se veía feliz, pero el de arriba tomó la decisión de que su tiempo concluyó y tenía que partir.

Todavía sueño con mi madre que sigue viva muchas veces, me despierto llorando y luego comprendo que no volveré a verle, debía seguir viviendo pese a todo lo que he pasado hasta ahora y que esto no acabaría hasta que yo pasara al otro mundo donde quizá... me reencontrara con mis padres.

- ¡Mierda! - Dije, ah es que casi choqué con las escaleras antes de levantar un pie para entrar a mi trabajo, pasó el tiempo rápido mientras caminaba y no percaté de que ya había llegado "Otro día más de cagüines imparables que escuchar" pensé, añadido de que tendría que soportar a muchas de mis flojas compañeras que no les gusta trabajar y se la pasan durante horas de pie conversando de quién sabe, al menos me hago ya una idea.



No me gusta trabajar, me la paso escribiendo sin cesar en casa, pegada a mi PC como insecto y no me molesta en lo absoluto, sigo sola y sin compañía en rededor, mi madrina no cuenta ya que ella es como si fuera una extremidad de mi, a ella la amo demasiado como para considerarla un ente más sobre esta tierra, y sé que tal vez cuando ella muera, no podré soportarlo, también sé que puedo cometer locuras cuando ya no éste... no quiero pensar en ella y en el gran vacío que quedará el día que su muerte llegue, me da depresión y ya tengo tristeza de sobra como para acrecentarla otro tanto.

Sigo al baño, me arreglo unos cuantos mechones de cabellos que se me desaliñaron por el camino y voy a buscar el dinero para atender a miles de idiotas proxenetas con caras de poker, me estorban la existencia, me dan ganas de abofetearlos y vaya que tengo ganas ¡Eh!

Me gusta pasármelas leyendo, me ayuda en mis escrituras diarias, escuchar la vida de otros de mala manera no se me antoja en lo absoluto, prefiero oírlas del mismo quién ha encontrado la confianza necesaria para decírmelo y darle mi apoyo.

Bajo con mi bolsita de dinero y el dolor de cabeza vuelve a mí, realmente odio este trabajo pero no hay más por el momento, ya cuando me echen buscaré uno mejor ¿No? después de todo soy una guerrera y no me canso a la hora de salir adelante ¡Que alguien se atreva a decirme lo contrario que lo golpeo! Ja... es broma, pero me considero una guerrera de las duras de roer, así que, véanme salir adelante, mírenme cuando suba a los más alto que pueda que lo haré porque mis fuerzas siguen ahí, aunque me siento sola y desamparada muchas veces, sé que tengo mucho vigor como para dejarme vencer y detenerme así como así.




Suerte bonitos lectores que yo siempre estoy escribiendo cosas raras, de hecho esto fue lo más normal que he escrito jejeje... no se sorprendan que no estoy tan loca tampoco.
Espero que no se hayan aburrido con el conocimiento que les di de mi, agradezco a todos los que han leído, a mi madre del rol que siempre me da sus consejos para seguir haciéndolo mejor, a Ilyon; 3 mi gorda hermosa quien siempre me apoya en todo, a la Dante que aunque sabe lo pesada que puedo llegar a ser... me soporta. A mi hijo Khaos (Kaoru) adoptada por esta mujer loca quien también siempre me da ánimos para seguir adelante... besos a todas y gracias a los que me leen siempre.

¡DEJEN COMENTARIOS O LES GOLPEO! ... que es broma queridos, no me crean nada...